Búsqueda avanzada

TIENE EN SU CESTA DE LA COMPRA

0 artículos

en total 0,00 €

LA ESTRELLA
Título:
LA ESTRELLA(Edición Digital)
Subtítulo:
Autor:
BELÉN CARMONA
Editorial:
LIBROS ELECTRONICOS
Materia
Narrativa Española e Hispanoamericana del XIX-XXI
ISBN:
978-84-666-5013-7
Colección:
LIBROS ELECTRONICOS COL
4,99 € Comprar
Ayuda ebook

Sinopsis

Una esperanzadora «rumba-novela» rematada en compás flamenco de doce tiempos. La Estrella es una mujer alegre, positiva, con mucha luz y muy resultona. Le encanta bailar y cantar. Y tiene ese no sé qué. Tiene gracia. Tiene duende. Tiene? estrella. Pero la Estrella no brilla. A sus cuarenta años, convive con una sensación de vacío mientras se dedica a dar su «Alegría 24 horas» hasta a los muertos. Vive sus días entre la jornada laboral como «quitamierda» del depósito de cadáveres de Santa Coloma de Gramenet, la Santaco de su corazón, y escuchando Radio Tele-Taxi FM y Olé, la emisora de su admiradísimo Justo Molinero. Se anima recordando sus noches de discoteca, sus amores imposibles con chicos del barrio y su paso por el programa 'Gente Joven', donde a punto estuvo de triunfar con una imitación de Carmen Amaya. La Estrella está sola. Los hombres de su vida nunca han estado a la altura de sus tacones y siempre ha tenido que acabar dándoles puerta. Pero ya se ha hartado de tanta siesta y, aquí y ahora, con valentía, piensa hacer victoriosa reina maga 3 en 1 a su niña interior, liberarse de veras, dándole vidilla a su corazón. Esta es la historia de una mujer que ha creído encontrar el amor muchas veces, pero siempre le ha salido rana. Ahora se enamora de la VIDA, se regala AMOR, baila por ALEGRÍAS de vivir, ahora elige ser FELIZ. Su camino es una esperanzadora «rumba-novela» rematada en compás flamenco de doce tiempos. Taconeando, pisando fuerte con mucho duende, con todo su arte y el poderío de su infinita energía. Vibrando con mucha magia, con toda el alma, al ritmo que le marca su corazón, la mujer de la limpieza del depósito de cadáveres logrará brillar con fuerza, convertirse en la Estrella de Santaco. ¡Olé tu estrella!